Hombres de 40

Cuarenta es una cifra que marca una frontera psicológica en las personas, en mi opinión, es más traumática en los hombres que en las mujeres. Incluso su sola mención ¡CUARENTA! resulta más rotunda al oído que cuando escuchas un cantarín treinta y pico.

A los cuarenta los hombres solemos padecer esa crisis de la que tanto se habla, una crisis que todavía no he tenido, no sé si porque sólo me quedan dos años escasos para tener esa edad o bien porque vivo en una eterna crisis que me impide identificar los diferentes tipos que sufren las personas a lo largo de la vida.
Los cuarenta no sólo se manifiestan psíquicamente de forma depresiva, también físicamente, podemos notar los primeros cambios a los 35 y se manifiestan en todo su esplendor cuando cumples cuarenta años.

Uno de los primeros cambios es la alopecia. La pérdida del pelo suele ser traumático en la mayoría de los hombres, finalmente lo asumes y como se dice en España ¡pelillos a la mar! La cosa se soluciona con un buen rapado de cabeza, que está de moda. Por alguna ley no escrita, los que nos rapamos la cabeza nos dejamos perilla o barba, nunca bigote.

Raparse la cabeza tiene muchas ventajas que poco a poco vas descubriendo, como el importante ahorro de tiempo al salir de la ducha, ya no tienes que secarte el pelo y se acabó el secador, con el ahorro de energía que eso supone. El único problema son las inclemencias del tiempo, los días muy fríos hay que ponerse un gorro y cuando hace mucho calor una gorra para evitar quemarte la cabeza, algo muy desagradable.

La pérdida de pelo en la cabeza va acompañada de una misteriosa aparición de pelo en otras partes del cuerpo, por alguna extraña razón salen pelos en la espalda, justo donde empieza el cuello. También aparecen más pelos en el pecho, muchos más de los que tenías antes de perder los de la cabeza. Cuando descubrimos esto, lo primero que pensamos es que es un síntoma de virilidad, de la supuesta potencia sexual que tenemos los calvos, esto nos alegra y nos reconforta, es un mal menor.

Después de asumir la calvicie que nos ahorra tiempo y energía y la aparición los pelos de virilidad, que nos provoca una sonrisa orgullosa, descubrimos algo terrible que nos borra la sonrisa de la cara, ¡aparecen más pelos! ¿dónde? pues en el sitio que menos te esperas, las orejas.
La erradicación de los pelos de las orejas es difícil, crecen mucho y muy rápido, cuantos más quitas más salen y si te descuidas en poco tiempo puedes parecer un hobbit. En estos casos hay que recurrir a un centro de jardinería para que te poden los pelos o bien a cualquier centro de estética para que acaben con esos malditos pelos del Demonio.

Los cambios no acaban ahí, se pueden descubrir más cambios de los ¡CUARENTA! cuando accidentalmente descubres en un cajón olvidado, aquellos pantalones que te quedaban muy bien y con los que ligabas como un tigre pocos años atrás. Sin perder un minuto te los pruebas e, indignado pero resignado, ves que no puedes abrocharlos. En ese momento, metiendo tripa y aguantando la respiración, tienes un flashback de esos que dicen que se tienen cuando vas a morir, pero en vez de ver pasar la película de tu vida, ves sólo esas escenas en las que estabas hecho un adonis, con pelo en la cabeza y los justos en el resto del cuerpo, con esos pantalones abrochados, de conquista en conquista. En este momento es cuando dices, ¡Dios, tengo CUARENTA! y comienza la depresión, la crisis que te lleva a comportarte de la manera estúpida que todos conocemos.

Afortunadamente, si se está un poco centrado, la crisis desaparece cuando cumples cincuenta, con esa edad tienes otras preocupaciones.
Cumplir cuarenta años es duro, muy duro, pero hay que adaptarse y pensar que es una edad en la que más o menos se tiene una estabilidad, independencia, vigor sexual y un campo de acción muy amplio, desde jóvenes hasta mayores, no todo está perdido.



He omitido hablar de las canas, las bolsas en los ojos, las primeras arrugas y el trauma que supone comprar tu primera crema antiarrugas y su posterior aplicación, eso será en otra ocasión.


Post Relacionados por categorias


23 comentarios:

  1. Matri: buen planteo.
    Estoy en una buena -si no es la mejor- etapa de la vida con 44 años.
    Hay hábitos como hombre que van cambiando alrededor de los 40.
    Siempre supe cuidarme bastante.
    Alrededor de esa edad hay circunstancias de todo tipo; algunas de ellas que compartimos en charlas de café son ...
    -Querer comprarte un auto deportivo para mostrar "poder" y practicidad (porque no tienes hijos o ya son grandes o tu quieres jovenzuelas)
    Es auto es una herramienta de largo alcance.Es una prótesis que proyecta en la distancia los miembros inferiores.
    -Empezar a tener visitas en la noche al baño que antes no tenías y ...tu sueño se entrecorta.
    -Intentar hacerte la raya en tu peinado con 2 pelos desparejos y aparentar ser de la movida "Emo".
    -cuidarse a consciencia porque los errores que cometiste no quieres volverlos a cometer. (Salud, afectos, etc..)
    -Especular que el 40 puede marcar una segunda etapa de tu vida "otros cuarenta" llevados con dignidad.
    -Hacer todo los que no hiciste hasta ese momento ...de golpe.
    -Administrar energías por madurez y sabiduría.
    -Querer dar consejos a los demás
    -Pensar en alguna cirugía estética, cremas antiarrugas y tinte a las canas si eres coqueto y la lista sigue...
    - Querer resolver los problemas del mundo y aceptar -tibiamente- que serás una generación más que no pudo cambiar lo que de adolescente deseabas.

    Ánimo! que estoy considerando la practicidad sobre el uso de la cabeza rasurada. Solo será cuestión de ponerle fecha...
    Abrazo

    ResponderEliminar
  2. Creo que los hombres le afectan más la crisis de los 40 , porque no se cuidan ( o cuidaban , porque va cambiando )tanto como las mujeres .
    Cuando se dan cuenta , tienen barrigita , canas feas ,la piel mas seca etc....pobres ! y le coge por sorpresa .
    Nosotras vemos venir las 40 muuucho antes .

    Abrazos desde Malaga.

    ResponderEliminar
  3. Jo....pues ¡sí que teneis problemas! jaja. Andaaaa que los 40es una edad fantástica en tios y en tias. Es la edad de empezar a ser más cuerdo y aceptar...el culo respingon, la barriguita cervecera y futbolera....Y nosotras....pues o te creas que no es tonteria...yo tuve que asumir que ya no sería mamá biológica (loo considero un riesgo enorme por muchos aspectos)...así que a cada cual lo suyo. Besitos y ánimo que te quedan dos años...para mentalizarte...

    ResponderEliminar
  4. ¡Me encantó este post!
    No lo esperaba y me sorprendiste gratamente.
    Te cuento -y les cuento- que son muchos los hombres que cuando mencionan su edad y dicen 40 ó "me falta poco para los 40", entran como en pánico. Lo digo porque suelo interactuar bastante con ellos, y por lo que puedo percibir, remarcan los 40 como algo indebido, que no tendría que suceder. Y respiran hondo.
    Siempre me llamó más la atención que uds., hombres, se hagan más problema por la llegada de las cuatro décadas. No sé por qué.
    ¿Porque están más visibles las canas? ¡quedan bárbaras! el hombre con canas es terriblemente seductor y atractivo.
    ¿Con algo de panza? deportes o dieta, pero a muchas no nos importa esas cosas.
    Me acordé de algo, las arrugas o patas de gallo. Dirán que estoy un poco loca, pero también me parecen sexies... (bah, no digo el rostro lleno de surcos), sino algunas, eso sí.
    Viene lo mejor: una vida sexual mucho más plena. Sabiduría en general, y un sinfín de oportunidades. Una joven madurez...
    ¿Es algo trágico? ¡no lo creo!



    PD: Los peladitos también son sexies. Hay un dicho que dice...

    ResponderEliminar
  5. ¡Por qué tendrán tanto conflictos con sus 40?... Para mí es la década de mayor atractivo! Irradian seguridad, carisma y la madurez justa que todas esperamos.
    Los años más lindos en un hombre, sin duda!
    Saludos
    Patricia

    ResponderEliminar
  6. TV, lo del rapado depende de como se tenga el cráneo, puede quedar bien o bien parecer un tiñoso, mi caso es el del tiñoso así que me lo rapo al 2 que da un tacto tipo cabeza buitre y no me queda mal.
    Lo de las cremas es algo que llevo mal, utilizo una desde hace poco y lo paso mal cada vez que compro un nuevo envase, me siento como Baby Jane

    Annick, eso es dar ánimos! ya me has hundido ¿tienes una pistola a mano? :P

    Winnie, yo ni papá biológico ni ná, vamos que para vestir santos, ahora se dice single que queda más cool y menos traumático jejeje

    Marcela, claro, porque tú tienes buen gusto y ves más allá pero la gente ve a David Beckham y enloquecen y eso que el hombre es un maniático de cuidado! :P

    Patricia, eso es una verdad como un templo, me alegro que pienses así jejeje

    ResponderEliminar
  7. ¡Ein! ¡me acabo de deprimir! pero no todo es malo, el hombre a los 40 es más hombre que uno de 20, amos, de toda la vida de Dios.

    ¡Un abrazote!

    MIGUEL

    ResponderEliminar
  8. Miguel, ¡claro que vale más! un hombre de 40 vale por dos de 20, sólo hay que vernos y eso que tú luces una espesa cabellera, ¡como te vea un sioux!

    ResponderEliminar
  9. Que va, que va, lo que pasa es que me coloco los pelos, JEJEE, eso sí, han salido pelarros dando por saco por todo el cuerpo, ¡mecagüen!

    MIGUEL

    ResponderEliminar
  10. Yo estoy a mitad de camino...y me imagino a los 40 en mi mejor estado físico!!!

    Imagino que a los 40 podre ser el maestro marcial que espero algun dia ser (hago taekwondo).

    Espero que la realidads ea asi...

    Paz y bien. Muy divertido el relato.

    ResponderEliminar
  11. A mi los hombres de 40 me parecen maravillosos, y también me lo parecían cuando yo no era una de cuarenta y pico como ahora, es decir, a los 20 años también me gustaban los de 40...en general están más equilibrados, siguen siendo bien jóvenes y con alguna utopía. Supongo que la crisis es igual, para todos, pero tiene que ver con el camino recorrido y no
    tanto por lo de afuera...
    Muy buen post. Es importante que el hombre se exprese y nos ayude a conocerlos!
    Un abrazo desde La Perla de Janis

    ResponderEliminar
  12. joder, todavía me quedan 10 años... menos mal!!

    ResponderEliminar
  13. “Es importante que el hombre se exprese y nos ayude a conocerlos”...me gusta la frase de ©Claudia Isabel...

    Conocerlos, es difícil. El interior de un hombre es tremendamente simple. Crisis...sí, de los cuarenta no. El hombre debe morir en su esencia primaria para renacer. Del post me salto todo. Simplificar en adjetivos externos, es tan triste.

    Un hombre en crisis, es recuperar ese niño sin contaminar. Soy de los que piensan que la mayoría de los hombres (me meto en el saco) dejan de pensar a los dieciocho. Momento en el cual, la testosterona, el fútbol y las faldas, toman el control.

    ¡Hay tan pocas crisis de verdad! De las de sentir el alma, la nada...y ese preguntarse preguntas sin respuesta conocida, pero que deben ser formuladas.

    El post me sabe a caramelos, a niños de cuarenta lineales, a egos trasnochados...la simplificación de lo externo, mata mi propia visión de mi condición de hombre. El cuerpo y su degeneración no es la esencia de una crisis. Un alma en crisis puede rayar el suicidio de nuestro propio nombre. Es besar la ausencia de emociones incontroladas que nos manipulan y zarandean...

    Somos seres individuales...seres nacidos para amar y ser amados. Para degenerar y renacer. El que entienda estas letras, comprenderá que ser hombre o mujer da igual...lo importante: es cruzar la línea de lo superficial...para morir sin ninguna respuesta,... pero igualmente sin ninguna simpleza de contenidos.

    Under

    ResponderEliminar
  14. Yo no he tenido crisis de los 40.

    Ahora veo la vida diferente me cuidado mas.

    Tengo una bella cuarentona y unos bellos hijos.

    Ya me falta poco para los 50 con honor.

    Saludos.

    ResponderEliminar
  15. Miguel, ahora toca peinarlos :P

    Fray Marcos, a los 40 se puede ser lo que se quiera, siempre que se pueda y que te dejen

    Claudia Isabel, ¡tampoco somos un enigma! con preguntar... :P

    Rockdelgo, 30 no son nada! la mejor década.

    Under, no me extraña que te sepa a esas cosas, este post no tiene nada filosófico ni lo pretendo, mira la etiqueta, tampoco quiero, ni pretendo ponerme en plan existencialista, algo que para mí, simple que soy, que entiendo la vida de una manera absolutamente biológica, no tiene sentido.
    Me voy a por unos M&M's...

    Don Segundo, felicidades, si tienes la suerte de contar con ello, es obvio que la crisis de los 40 no va contigo ;)

    ResponderEliminar
  16. Saludos Matritenses

    No suelo mirar la etiquetas de quien escribe...el tono de humor lo entiendo, pero.... cuando alguien escribe, deja un rastro de diferentes caminos. Cada cual toma el que considera acertado a su pulsar. Decir: “que del post me salto todo...” o”El post me sabe a caramelos, a niños de cuarenta lineales, a egos trasnochados...”no es sino una reacción a una causalidad, tus letras; sin entrar a valorarlas de forma directa. No suelo juzgar los post...simplemente me sugieren aspectos que pueden ser opuestos al sentimiento con el cual fueron creados.

    Así, y siguiendo la inspiración de tus letras... es tu respuesta la que cruza esa línea divisoria entre contenido y autor y comentarista.

    Y si, dices bien...nacemos, crecemos, nos reproducimos y, morimos (esencia biológica). Y mientras eso sucede...compartimos estas palabras que nos sitúan en el lado existencial...

    Sabes, Matritenses. Cualquier párrafo es en esencia trasmisor filosófico y existencial. Ya que siempre reflejaran aspectos de vida. Vivir, es filosofía en estado puro...abandonarse a la mediocridad de lo meramente biológico; es desperdiciar un precioso regalo....por muy buenos que sepan esos M&M's...

    Saludos desde Madrid

    ResponderEliminar
  17. He acompañado a algunos amigos en sus crisis de los 40. Siempre me sorprendió lo fuerte que les pega lo externo, cuando se supone (no sé por qué, pero se supone) que esas cosas nos pegan más a las mujeres. El tema de la calvicie es muy fuerte, aunque sepan que eso no es tan importante para las mujeres.
    De todos modos, creo que también la crisis se les da en un plano más profundo. Y así como están los que comienzan a salir con chicas jóvenes como para sentirse más jóvenes ellos, también están los que toman el tema con madurez, y de la crisis salen crecidos y comienzan a hacer cosas que desde siempre habían tenido postergadas, o a trabajar para alguna buena causa.
    En general, los hombres que han pasado bien por esa crisis se acercan más a las mujeres, con una comprensión mayor.
    Me encantó el post, me encantó la honestidad con la que está planteado todo.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  18. Dondelohabredejado, es cierto eso que dices, la pérdida del pelo es un verdadero trauma para muchos, en mi caso no fue demasiado traumático, resignación cristiana en todo caso :P
    Abrazos

    Under, hace tiempo que decidí olvidar la filosofía por la biología. La filosofía está muy bien para hacernos pensar, pero la naturaleza es sabia y ella misma hace las cosas sencillas, que tengamos capacidad para pensar está muy bien, siempre que sea para beneficiarnos, el pensar qué somos de dónde venimos, etc, en un plano existencialista me parece un comecocos sin sentido y una pérdida de tiempo, es tan absurdo como ponerse a pensar quién fue primero, la gallina o el huevo, es un pozo sin salida a no ser que se le quiera dar un toque místico, en ese caso allá cada cual, las teorías son discutibles los dogmas no.
    Saludos vecino

    ResponderEliminar
  19. Hola guapetona

    Tan solo puedo decirte que yo no se como lo llevaran los hombres, pero yo lo llevo de escándalo con decirte que estoy en plenos cuarenta y ni me entero, me preguntan por mi edad y me lo pienso, pero porque tiendo a ponerme más.

    No suelo mirar los años que tengo, sino los momentos vividos.

    Ahora no me extraña que a los hombres le afecten más la crisis de los cuarenta, pues es una simple gripe y se van a morir.

    Reina en Tagoror he puesto un chat a ver si coincidimos y hablamos.

    Decirte también que si puedes visites Mayantigo una pequeña calita creada por el carino de todos ustedes y en la que se encuentran depositados todos los premios y regalos con los que me habeis obsequiado y que están a vuestra disposición.

    Besotes y a vivir los cuarenta, los cincuenta y los que nso venga.

    ResponderEliminar
  20. pues que malo, tanto para las mujeres como para los hombres que niegan sus 40 y pico, mi hombre tiene 44 y yo soy una mujer de 40 y estamos viviendo la locura! (tenemos juntos desde los 20 y 24 años) es una linda etapa donde ya sabes lo que quieres donde complaces a tu pareja pero exijes ser complacida etc. etc. y esas lindas canas en el y su aire interesante me mantan lo repito los hombres de los 40 a los 50 son un encantooooo!!!!

    ResponderEliminar
  21. Uuuuuu! mejor me empiezo a preparar no?

    Saludos!

    Ralvarez 25

    ResponderEliminar
  22. hey que paso los hombres son mas regios a los 40 yo tengo 41 y me voy a bailar divertirme tener sexo (con mi mujer)y me gusta reir vivir sentir y no soy como el de esa foto ese parrese un padraso mexicano o chulo ecuatoriano.
    sabes lo que he aprendido de los 40 es que la gente te respeta por lo que dices eso (si estas bien) y por la experiencia, (tratas de quedar bien), me siento orgulloso de tener 41 y si quieres nos vamos a bailar un rato regueton jjejejjej

    ResponderEliminar
  23. Anónimo7:11 p. m.

    yo 44 me miro de 30 ago mucho ejercicio me cuido no tomo me siento mas joven
    en el sexo no tengo problemas
    soy muy activo que ni yo solo me aguanto pero la edad de los 40 tiene mucha experiencia en todo los aspectos de la vida

    ResponderEliminar

Todos los comentarios serán leídos y moderados previamente

Nota: sólo los miembros de este blog pueden publicar comentarios.